Santo Domingo, República Dominicana • Jueves 22 de Febrero, 2024
sábado 28 enero, 2023

El papa aclara comentarios sobre homosexualidad: se refería a la falta de caridad con el prójimo

Francisco hizo por primera vez esas declaraciones en una entrevista con The Associated Press el martes, en la que declaró que las leyes que penalizan la homosexualidad eran “injustas” y que “ser homosexual no es un delito”.

Roma.- El papa Francisco aclaró sus recientes comentarios acerca de la homosexualidad y el pecado y dijo que se refería simplemente a la enseñanza oficial de la moral católica que sostiene que cualquier acto sexual fuera del matrimonio es pecado.

Y en una nota el viernes, el pontífice argentino registró que incluso esa enseñanza está sujeta a circunstancias que podrían eliminar el pecado.

Francisco hizo por primera vez esas declaraciones en una entrevista con The Associated Press el martes, en la que declaró que las leyes que penalizan la homosexualidad eran “injustas” y que “ser homosexual no es un delito”.

LEA: El papa pide acoger personas LGBTQ en la iglesia: “La homosexualidad no es delito”

Como es habitual en él, Francisco imaginó entonces una conversación con alguien que planteó la cuestión del catecismo oficial de la Iglesia, que establece que los actos homosexuales son pecaminosos, o “intrínsecamente desordenados”.

“Bueno, primero distingamos pecado por delito”, señaló el papa en el diálogo fingido. “”Pero también es pecado la falta de caridad con el prójimo”.

Sus palabras pidiendo la despenalización de la homosexualidad fueron elogiados por activistas LGBTQ como un hito que ayudaría a acabar con el acoso y la violencia hacia las personas de la comunidad. Pero su referencia al “pecado” suscitó dudas acerca de si creía que el mero hecho de ser gay era en sí mismo un pecado.

James Martin, un jesuita estadounidense que dirige el servicio Outreach para católicos LGBTQ en el país, pidió una aclaración a Francisco y publicó la respuesta manuscrita del pontífice en la web de Outreach el viernes en la noche.

En su nota, Francisco reafirmó que la homosexualidad “no es un delito”, y dijo que habló “para subrayar que toda criminalización no es buena ni justa”.

“Cuando dije que es simplemente pecado me referí a la enseñanza de la moral católica que dice que todo acto sexual fuera del matrimonio es pecado”, escribió el papa en español, subrayando la última frase.

Pero en un guiño a su enfoque pastoral de abordar caso por caso, destacó que incluso esa enseñanza está sujeta a la consideración de las circunstancias, “que disminuyen o anulan la culpa”.

Reconoció que debió haber sido más claro en su entrevista con la AP, pero dijo que empleó un “lenguaje natural y de conversación” que no requería una definición precisa.

“Como ves, estaba repitiendo una cosa general. Tendría que haber dicho 'Es pecado como lo es todo acto sexual fuera del matrimonio. Esto, hablando de “la materia” del pecado, pero sabemos bien que la moral católica, además de la materia, evalúa la libertad, la intención; y esto, para todo tipo de pecado”, agregó.

Unos 67 países o jurisdicciones de todo el mundo penalizan las relaciones sexuales consensuadas entre personas del mismo sexo y 11 de ellos pueden aplicar o aplican la pena de muerte, según The Human Dignity Trust, que trabaja para acabar con esas leyes. Los expertos señalan que incluso cuando las leyes no se aplican, contribuyen al acoso, la estigmatización y la violencia contra las personas LGBTQ.

La doctrina católica prohíbe el matrimonio entre personas del sexo, alegando que el sacramento del matrimonio es un mismo vínculo de por vida entre un hombre y una mujer. Reserva las relaciones sexuales para las parejas casadas y prohíbe la anticoncepción artificial.

En su pontificado de una década, Francisco ha mantenido esa doctrina, pero ha hecho de la ayuda al colectivo LGBTQ una prioridad. Además, ha hecho resaltar en un enfoque más misericordioso en la aplicación de la doctrina, para acompañar a la gente en lugar de juzgarla.

 

 

 

Por La Redacción
Fuente: AP Noticias