Santo Domingo, República Dominicana • Sábado 24 de Febrero, 2024
miércoles 13 septiembre, 2023

Vecindad inevitable

Creemos que las señales han sido demasiadas como para no entender la necesidad de tener un plan claro para tratar nuestras relaciones con el vecino país de Haití.

Y las cuestiones no se resuelven hasta que no se reconocen.

Haití es una vecindad inevitable, por lo que tenemos que darnos cuenta que tenemos que definir políticas claras en cada uno de los aspectos que nos afectan, para bien y para mal.

Nuestras políticas han venido debilitándose en la misma medida en que Haití ha venido en declive.

Y podemos atribuirlo a múltiples factores, muchos de ellos cargados a nuestras propias responsabilidades.

Hemos venido reaccionando frente a los hechos, sin darnos cuenta de que su fortaleza ha sido su debilidad.