Santo Domingo, República Dominicana • Sábado 11 de Julio, 2020

Gobierno y toque de queda

El anuncio del Gobierno de que ya no solicitará más toque de queda es una decisión prudente y sensata con sentido de la oportunidad de cara a las elecciones del 5 de julio.

Sin embargo, queremos señalar que no deja de preocupar la decisión por los incrementos de casos positivos de coronavirus registrados en el país.

La disposición de desistir de las medidas de control fue conocida por la población vía el ministro de Interior y Policía, pero se produce en un momento en que la pandemia se expande en el mundo y en el país no se vislumbra un plan alterno para enfrentarlo en medio del proceso electoral que se avecina.

Tenemos claro que solicitar al Congreso Nacional la prórroga del estado de emergencia que legalizaría la medida en un momentos tan cercanos a la fecha prevista para las elecciones presidenciales, no solo podría ser visto con malos ojos políticos, sino que podría provocaría el efecto contrario al propósito.

De hecho las autoridades estaban mediáticamente obligadas a dejar la petición ante las amenazas externadas por los partidos opositores en la pasada solicitud.

La sospecha se acrecienta porque la gente no se acoge a las medidas dispuestas de un todo, mientras que las actividades durante el día tan abierta, lo que sumado al día de las votaciones podrían convertirse en vehículos para la expansión del virus.

No obstante, recordamos que se trata de la salud de la población y el Estado está obligado a preservarla.

Lo aconsejable sería organizar algún plan temporal e incrementar las orientaciones dirigida a la ciudadanía.

También la población debe hace su aporte. Es necesario que extreme las medidas preventivas y guarde el distanciamiento necesario para evitar que se disparen los contagios y estar contados entre posibles muertos.

 

 

 

COMENTARIOS (1)